* DIARIO DE UN DESPECHO. TRAGICOMEDIA DEL OLVIDO *

Y, ¿quién no ha sentido despecho alguna vez en su fuero interno?
En este nuevo proyecto que verá la luz a mediados de febrero (Ed. Thhule) ilustro las palabras de mi querida Raquel Díaz, dulce inmolación de las desqueridas que echan sal y más sal a su herida de amor, porque el despecho no es más que regodearse en ese dolor que corroe y clama venganza.

Despechadas del mundo, uníos y no os perdáis este libro. Al menos mientras lo leáis dejaréis la mortificación a un lado.

portada de despecho
Os dejo con palabras de Raquel.

“La dedicatoria :“ No pienso dedicártelo a ti, no te lo mereces ni remotamente” da paso a ochenta páginas ilustradas por IRENE MALA con la acidez perfecta que requería este despecho servido al punto de sal.
Desde que conocí a Irene he querido trabajar con ella. Durante algunos meses ambas nos dedicamos a buscar el proyecto que nos viniera a las dos como anillo al dedo.
Hace un año, yo estaba trabajando en mi álbum ” a, ante, bajo, cabe, con… El amor” y para ello leí y leí y leí, entre otras muchas cosas, un artículo que trataba de dar explicación científica al despropósito hormonal, puramente químico, que tiene lugar en nuestro organismo cuando el amor se presenta en nuestra vida. Según contaba éste, si el amor genera un subir y bajar de niveles hormonales que nos hacen actuar de manera obsesiva, compulsiva e irracional, EL DESPECHO genera un dolor puramente físico, simplemente DUELE. Lo demás llegó solo. Se nos ocurrió que la mejor manera de escribir la sensaciones tan cambiantes que te produce el despecho era hacerlo en forma de diario porque el despecho lo que tiene es que puedes amanecer furiosa, desayunar altiva, llorar desaforadamente a las cuatro en punto, tomar café auto convenciéndote de que estás estupendamente y terminar el día demolida en el sofá. Es la montaña rusa de l@s desquerid@s, un ir y venir del amor al odio agotador. Así que, teléfono en mano, Irene y yo hablamos y hablamos, sumamos los despechos propios y los ajenos, los mezclamos con los del cine, con las canciones de “ ahí te quedas”, con frases (“Los amores son como los Imperios: cuando desaparece la idea sobre la cual han sido construidos, perecen ellos también”. Milan Kundera) en las que otros ya escribieron lo que me hubiera gustado escribir a mi, con otras frases manidas propias de un imbécil, esas que hemos escuchado tod@s alguna vez, tipo “ Yo no te merezco” y a esto le sumamos las historias de algunas grandes despechadas y malqueridas de la historia. Así surgió este Diario del Olvido. Tragicomedia de un despecho. 21 días para decidirse a caminar en dirección contraria, zanjar la pena y a otra cosa mariposa que ancha es Castilla.
IRENE MALA, grandiosa como es, ha sido un guante para mis palabras. Felices, esperamos a que llegue este libro de manos de la Editorial Thule.
Buenos días a los que han llegado hasta aquí, después de esta parrafada de entusiasmo.

A LOS PINCELES: IRENE MALA
y a las palabras, yo mismamente.”

Y aquí el enlace para quien quiera bichera su trabajo.
http://raqueldr.blogspot.com.es/2015/01/febero.html?spref=fb

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>